18/09/2012 Categoría/s: Desarrollo web. 1 Comentarios

Imperfección sugerente

Premisas:

Y aquí va una técnica o truco para fomentar la participación, en el caso que nos ocupa, de definir por ejemplo una interfaz de una página web.

¿En qué consiste? En pocas palabras en no presentar en una reunión de trabajo una alternativa "perfecta" sino en repartir teóricas mejores opciones en diferentes alternativas.

¿El motivo? Facilitar una sana discusión sobre algo claramente mejorable, y ofreciendo alternativas que perfectamente podrían encajar en la solución "perfecta".

Un ejemplo sencillo: contamos con tres alternativas diferentes para una página web. Es importante comenzar la presentación de las alternativas como "imperfectas", con el objetivo de buscar entre todos la mejor solución. Hay dos que parecen un poco flojas, pero otra promete bastante. Promete pero no cumple: la cabecera no transmite con demasiada claridad el tagline que resume el sitio web, y además el menú de navegación tiene las opciones demasiado apretadas y les falta un poco de aire.

Pero viendo los otros diseños, parece que la cabecera de uno cumple con brillantez el objetivo (guiño), y el menú de navegación de la otra alternativa es mucho más claro (guiño).

Llega el momento en el que cambiando mínimanete el código (quito una clase y pongo otra, quito el código de una cabecera y pongo la buena), y voilà. Tenemos la página que cumple con los objetivos inciales. Todavía puede haber retoques y modificaciones pendientes, pero es un buen comienzo.

¿Qué conseguimos?

En alguna ocasión, me ha funcionado.

-

Comentarios

  1. salvador escribió el 10/01/2013:

    Ideal Gonzalo ;)

    Partir en el inicio con un enfoque claro, directo y sencillo a los participantes en la toma de requerimientos y decisiones suele evitar posteriores desviaciones en el posterior desarrollo y diseño que sólo se detectaría en el resultado final.

    Saludos!!

Comentar

Categorías